lunes, 15 de agosto de 2011

14 de Agosto de 2010



Justo ayer hizo un año de uno de los días más felices de nuestras vidas. Anoche, hace un año, estabamos disfrutando como niñas pequeñas en un concierto que nos unió mucho más en nuestra amistad. Sabíamos que era nuestro año y lo fue, pudimos elegir. Una noche que no llegaba, horas interminables en la puerta del recinto, viendo como señoras mayores pasaban delante nuestra, y pensando en que tendríamos que pelear con ellas por el hecho de colarse cuando llevabamo ahí seis horas esperando. Por fin llegó el momento y las dos tuvimos suerte, entramos a camerinos. Pudimos hablar con él un rato, hacernos fotos e incluso nos firmó alguna cosilla. Después dió comienzo el mejor concierto de mi vida, en el que grité, canté e incluso lloré en algunas ocasiones. Nos dejamos la garganta, la vida, mientras cantábamos y bailabamos. Fue increible, pero como todo, llegó el final. El final de un concierto increible, que jamás olvidaremos, pero el primcipio de una semana inolvidable en Murcia. Gracias por compartir conmigo aquella semana tan especial.

Por los momentos vividos gracias a DC :)

No hay comentarios:

Publicar un comentario