jueves, 13 de febrero de 2014

Sin corazón ni razón.

Hijos de puta, parad ya esto, insensibles.